Balance personal del 2009


Hola amig@s. El año pasado hice mi balance personal del 2008, y hoy me toca hacerlo de este 2009 que se nos va.


Doce meses han dado para mucho. Como es natural hay días para todo, para la alegría, para la tristeza, para el miedo, para preocupaciones y otros muchos días gemelos unos de otros.


Echando una ojeada rápida, podría decir que este año se ha caracterizado por ser un año de cambios, de reconciliaciones, ha sido un año en el que he tenido que mirar hacia atrás en muchos momentos. Y como de todo lo que vivimos hemos de ir aprendiendo, es inevitable ver el camino que te ha llevado a donde estas ahora.


Ha sido un año de reencuentros, donde ha quedado patente que el dolor, la rabia o el rencor, debemos intentar que permanezcan alejados de nuestras vidas, pues esa carga es muy pesada y se respira libremente cuando uno desecha esos sentimientos tan negativos.


La crisis como sabéis ha continuado arrasando con muchas familias. Afortunadamente nosotros de momento nos mantenemos a flote, que no es poco, en vista de cómo está el panorama.

Peor aún es la incertumbre de no saber cuando esto comenzara a solucionarse y a que de nuevo vuelva a verse algo de luz. Ha sido muy triste, oír a muchas familias que se han quedado sin nada, ha sido muy doloroso ver la cantidad de injusticias que siguen pasando en nuestro mundo.


Es horrible ver como en el año 2009, siguen muriendo muchas personas de hambre, como hay tantísimas personas que malviven y por desgracia no hay que poner la televisión para verlos, están a nuestro alrededor y por más que uno quiera, no tiene en su mano el poder ayudarles a todos. Que más quisiera…..


Mis hijos siguen dándome satisfacciones día tras día. A través de ellos veo pasar mis años y es cuando me doy cuenta de lo rápido que pasa el tiempo. Ellos ajenos a esto y afortunadamente son niños felices y sanos. Sigo intentando que continúen con los pies en la tierra, que tengan muy claro lo difícil que es la vida.

Que no dejen que este ritmo frenético por el que nos movemos les absorba, y que aprendan a valorar lo mucho que tienen.

Que nunca puede uno dejar de luchar, pero que también solemos tener sueños en nuestra vida que no siempre podrán hacerse realidad; que hay que saber ver las limitaciones que tal vez no tengamos nosotros, pero que la vida nos pone por delante y que no siempre podemos obviarlas. A veces es mejor renunciar a un sueño, continuar tu vida con objetivos tal vez mas reales, que ver cómo van pasando tus días, creyéndote un desgraciado por aquello por lo que sigues luchando y que tal vez no conseguirás.

En mi mundo punto crucero, no he dejado de tener grandes satisfacciones personales, gracias a todas aquellas personas que me siguen, que aman lo que yo amo y que disfrutan como yo de este arte que tanto llenan nuestros días. Gracias a tod@s.

Podría decir pues que el balance del fugaz 2009 vuelve a ser positivo para mí y los míos. La verdad es que tal y como están las cosas por ahí fuera, me siento muy afortunada, no me creo con derecho a quejarme por nada, aunque a veces sea inevitable un lamento o una queja, no todos los días te sonríen de la misma manera y el mal y la desgracia ajena no puedo evitar que me duelan. Ojala pudiera hacer más.


Les deseo a tod@s que tenga un 2010 apacible. Qué sino todos, al menos algunos de sus sueños se hagan realidad, tengan cuidado con lo que sueñan, eso sí. Jeje. Al menos que se llenen de energía positiva para afrontar lo que vaya viniendo.


Besos…

Isangel

3 comentarios:

piruleta dijo...

querida amiga... yo aún no he hecho la carta al nuevo año pero pienso hacerla con mi niña en mi regazo...
Siempre escribo una carta a la Navidad, otra al nuevo año y otra también a los Reyes Magos...

Al nuevo año es una carta de agradecimiento por la peque que crece entre nosotros, que hoy justamente cumple siete meses...

solo pediría salud para mi peque, amor y mucha paz para vivir tranquilamente...
que este nuevo año nos inunde la solidaridad... los pequeños detalles de vida y abrazos miles de abrazos...

Ayer mi peque me dió un abrazo

jopelines que abrazo, un abrazo d emi peque de siete meses
un beso
lluis

Virtudes dijo...

Me alegro de que tu balance de este año que se fue haya sido positivo. Al hacer tú esta valoración he sentido que nos invitabas a reflexionar y pienso que el mío, a pesar de la muerte de mi padre, también es positivo pues en el tiempo que ha estado enfermo y lo he cuidado, he aprendido muchas cosas de él y de la vida. Este hecho me ha enseñado a valorar cosas que no valoraba y al revés, olvidarme de cosas que antes me preocupaban.
Gracias. Un abrazo.

Lilián Pilar dijo...

Escribes muy lindo, tantas cosas ciertas que yo no seria capaz de plasmar, te deseo un año nuevo con mucha tranquilidad, felicidad y dichas.
Tienes cosas muy lindas en tu blog que lo consegui con el correo que enviaste para el sal de deseos de este año, muchas gracias por las estupendas explicaciones. Un Abrazo.